miércoles, 10 de julio de 2019

LOS DILEMAS DE PEDRO SÁNCHEZ Y PABLO IGLESIAS




Los dilemas  de  
Pedro Sánchez y Pablo Iglesias






Cuando aún Pedro Sánchez era Secretario General de PSOE por primera vez;  cuando aún no era Rajoy de nuevo Presidente del Gobierno; y cuando aún el PSOE estaba ante muchos dilemas, pero todavía no, ante  el peor de todos ellos, que es en el que se encuentraba en  aquellos  momentos: ante el dilema hamletiano de ser o no ser, publiqué en este mismo blog el post “El error de Pedro Sánchez” https://neuroforma.blogspot.com/2016/12/el-regreso-de-pedro-sanchez-el-valor.html


¿Cometerá de nuevo Pedro Sánchez el mismo error?



Las mayoría de explicaciones que se están dando sobre la falta de entendimiento entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, no tienen nada de singulares, es decir, de propias y personales de cada una de las personas que las emiten. Se aglutinan en conjuntos de ideas huecas, enlatadas y estandarizadas , que los fieles de unos y otros repiten de forma  estereotipada y coincidentes con las fuentes de origen.

Para Schopenhauer (padre del pesimismo aunque no lo traigo aquí a colación por esto, aunque también estaría bien traído) seguidor y admirador de   Kant,  el conocimiento de auténtico valor no es el basado en el conocimiento abstracto y la argumentación razonada, sino el conocimiento intuitivo, aquel que surge de nuestra percepción personal  y se concretiza en  una  visión singular de cada uno de nosotros.

¿Tienen Pedro Sánchez y Pablo Iglesias su propio conocimiento intuitivo y su propia visión singular de la situación?


“El pensar tiene solo relación directa con el intuir, pero el intuir la tiene con el ser en sí de lo intuido”  nos dice Arthur Schopenhauer en su obra más importante: “EL mundo como voluntad y representación”,  más concretamente en el Libro I: Teoría del conocimiento.

Podemos inferir que las razones dadas  por la mayoría de personas que argumentan en las redes sociales y en los periódicos digitales, no son fruto y resultado de su propio y personal pensar, contradiciendo a Descartes:  

“Cogito, ergo sum” (“Pienso, luego existo”). René Descartes


Para Kant el conocimiento se construye a través de diversas facultades, siendo la primera la sensibilidad, entendida esta como la facultad  de captar datos sensoriales y registrar intuiciones.

Es importante tener en cuenta que la sensibilidad funciona y compone representaciones,  adaptándolas a una estructura  espaciotemporal,  sin la cual no puede funcionar ya que es anterior a ella (Kant le llama forma puras a priori de la sensibilidad) No podemos imaginar ningún suceso sin recurrir al espacio y al tiempo.
A partir del conocimiento a priori deberíamos ser capaces de anticipar lo que sucederá a posteriori.

¿Funcionan correctamente las vías sensoriales de Pedro Sánchez y de  Pablo Iglesias?


¿Manejaron ambos los  “a priori” adecuadamente?



La segunda facultad con la que construimos el conocimiento,  según Kant, es el entendimiento, entendido este (valga la redundancia) como el dar sentido a las sensaciones a través de la aplicación de conceptos a las intuiciones registradas. De esta forma los conceptos son formas a priori del entendimiento, anteriores y previos a la experiencia vivida.  A los conceptos a priori Kant le llama “categorías” y,   a partir de los juicios de la lógica aristotélica,  formuló doce tipos de juicio lógico   con las cuales transformar las sensaciones de la sensibilidad en percepciones. Los distribuyó en cuatro grupos: cantidad, cualidad, relación y modalidad.   
Así, por ejemplo, si nos referimos al primer grupo, la cantidad, estableció tres tipos: Universal, particular y singular.
Universal: “Todos los votos son útiles”. Particular: Algunos votos son útiles”. Singular: “Este voto es útil”

¿Manejan  Pedro y Pablo los juicios lógicos oportunos?



El superrealista Schopenhauer, (lo que experimentamos es lo que hay, y lo que hay es lo que debemos observar) redujo los doce  kantianos  a uno solo que él llamó,  transformando la causalidad de Kant,   “principio de razón suficiente”: nada es sin una razón por la que es, es decir, todo lo que existe tiene una razón que explica su existencia.



¿Es consciente Pedro Sánchez de las razones de lo que está en juego?
¿Puede aglutinar esas razones en un sistema coherente y articulado?
¿Es ese sistema  coherente y  articulado con lo que prometió a sus votantes en las elecciones y con lo que se recoge en su programa electoral?

¿Es consciente Pablo Iglesias de lo que le rodea?



Habría que recordar a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias una cuestión importante sobre   Kant, que podría darle mucho juego en lo que les ocupa en estos momentos:

En su  desarrollo de la ética, superó el relativismo: la verdad es independiente de los sujetos que se encargan de pensarla y existen principios obligatorios para todos.





Sánchez abre otra ronda de consultas con escasas expectativas de acuerdo
El presidente en funciones se reúne hoy con Pablo Iglesias y Pablo Casado



viernes, 14 de junio de 2019

DECÁLOGO DE AUTOGESTIÓN 2






CARDAR  para   PROGRESAR



Ver Video:




Conceptos previos:


1.      Auto: prefijo que permite nombrar a aquello que es propio o que funciona por uno mismo.

2.      Autodesarrollo: compromiso de una persona para pensar y decidir por sí misma y adquirir  nuevas habilidades, competencias y hábitos.

3.      Autogestión: capacidad de  una persona para realizar acciones de manera individual y sin la necesidad de recibir atención por parte de otras personas. Gestión de la propia vida.

Autodesarrollo tiene que ver con el Desarrollo Personal y Profesional. Es un estilo de vida caracterizado por una actitud proactiva, que lleva a la persona a poner en práctica, en el día a día, todo un conjunto de pensamientos, emociones y acciones que le permiten desarrollar su potencial.




Parte de las siguientes premisas


  •  El desarrollo no existe. Existe el AUTO desarrollo. Sólo te puedes desarrollar si tú quieres, si estás por la labor.
  • -----
  •  Antes, cuando buscabas un "trabajo seguro" era tu empresa y tu jefe quienes se   preocupaban            y   planificaban tu desarrollo.
  • -----
  • Ahora, que lo que buscas es una "continuidad de ingresos", eres tú quien debes cuidar  tu empleabilidad.
  •  -----       
  •  Desde un  punto de v.ista global, se orienta a   buscar una  educación y formación integral, y desde un contexto laboral  se trata de  adquirir y perfeccionar las competencias que el mercado laboral demanda en cada momento       
  • -----



Tu empleabilidad,   que te va a garantizar la continuidad de ingresos, pasa por tu AUTO desarrollo.




Se caracteriza por lo siguiente:


1.      Es la propia persona (y no su empresa, ni su jefe ni ninguna otra figura) la responsable de su desarrollo. Este es algo tan importante para la persona que no lo  deja en manos de nadie.

2.      Parte de la premisa de que  el ser humano no es un “ser inmutable”, sino todo lo contrario: de que se está haciendo permanentemente cada día, desde que nace hasta que muere.

3.      Asume que cada uno puede dirigir, en buena parte, esa construcción de forma que no sea totalmente aleatoria fruto del azar y de las circunstancias. Podemos dirigir la construcción de nosotros mismos, en función de nuestras propias elecciones.

4.      Tiene  una visión positiva (no conformista ni ingenua, sino positiva) de la realidad, distinguiendo claramente entre optimismo “de pandereta” y optimismo funcional.

5.      Trabaja con una perspectiva a largo plazo, funciona con «luces largas».


Supone invertir en uno mismo y no renunciar nunca a la capacidad que cada uno tenemos de dirigir nuestra propia vida.





Nos da como resultado final un crecimiento y potencición de los recursos personales







sábado, 8 de junio de 2019

LOS DESEOS DE PEDRO SÁNCHEZ Y PABLO IGLESIAS


Los deseos de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias

 


“Sólo hay una fuerza motriz: el deseo”.
 Aristóteles


Terminamos el post anterior “Lo elemental se complica en la política", recordando a los líderes  políticos  que la libertad, en un contexto  bergsoniano,  consiste en  “estar inclinado sin estar necesitado”

El deseo de Pablo Iglesias es entrar a formar parte del gobierno. El deseo de Pedro Sánchez es  formar un gobierno al que no pertenezca   Pablo Iglesias.


Tratar de conocer cuáles son las “razones internas” que sostienen la motivación de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, para desear lo que desean,  sería un análisis muy interesante y revelador.


Los deseos de las personas son importantes.


 Bertrand Russel pasó una parte de su vida tratando de definir la noción del bien en función de la satisfacción de los deseos. No lo hizo desde una inclinación al hedonismo, sino a partir del  razonamiento de que los juicios y las acciones morales,  tenían su génesis en la voluntad y está en la motivación, lo cual implica, según Russel, que la moralidad no puede darse sin el deseo que  da fuerza a la motivación.


Empezó Bertrand Russell  creyendo que la moral era una cuestión puramente  subjetiva  basada en los deseos. Dado que  en los humanos existen  deseos contradictorios,  y dado que es necesario  convivir,  la cuestión pasa por regular esos deseos contradictorios.

Este punto de vista de Russel, choca con una ética universalista  que predicaba Kant en su imperativo categórico. Este punto de vista de Russel, hacía imposible todo razonamiento sobre la moral.
  

Los dos protagonistas, Pablo Iglesias y Pedro Sánchez,  de los que nos estamos ocupando,  no podrían sentarse a razonar y negociar.


Un ejercicio que hacemos con frecuencia en las empresas  tiene como objetivo que,  los mandos y directivos, se habitúen a  distinguir entre hechos, opiniones y sensaciones.  Los hechos son observables , constatables, objetivos e incuestionables; las opiniones son juicios subjetivos y contestables; las sensaciones y las emociones les ocurre lo mismo. No tendría sentido,  ni llegarían a nada,  si los dos protagonistas pasan de los hechos y pierden el tiempo ocupándose exclusivamente de sus opiniones y sentimientos. 
 
Posteriormente Russel  fue evolucionando y transformando su idea original  hasta llegar,  en su libro ‘Religión y ciencia’,   a darnos dos definiciones de ética:
  1. La ética consiste en dar importancia universal a ciertos deseos que  son generalizables.
  2. La ética está relacionada con la política: en ambos casos se trata de que los deseos colectivos de un grupo produzcan efectos sobre los individuos o, al contrario, que los deseos de algunos individuos se conviertan en los deseos de un grupo.

Los dos protagonistas de los que nos estamos ocupando,  ya pueden sentarse a razonar y negociar.



Si Pedro Sánchez y Pablo Iglesias  aceptan este enfoque de Russel,  pueden llegar a un acercamiento  sabiendo que los deseos internos, que tengan cada uno individualmente,  pueden resolverlos a través del razonamiento y ponderando los valores de los placeres y dolores que dichos deseos le producen.

Y, lo que es más importante, pueden razonar sobre sus deseos contradictorios y de igual forma tratar de resolverlos con el mismo procedimiento que resuelven los internos de cada uno: a través de los pros y los contras, de los placeres y de los dolores que les causan.

La  fuerza de este enfoque está en que este razonamiento moral logra el objetivo de movilizar las actitudes humanas,   lo cual va más allá de una simple, vana e inútil descripción de los comportamientos morales ("hay que ser generosos y llegar a un acuerdo")

Si se habitúan al mismo, como un valor añadido,  les aportará a ambos el tomar conciencia, darse cuenta, de la importancia de los conceptos filosóficos  éticos y morales,   y de la  gran influencia que tienen en las actitudes y en los movimientos sociales.

¡Igual terminan  logrando una reforma educativa que  incluya de nuevo la filosofía en los planes de estudio!

Igual acaban convenciéndose de que hay que huir de la filosofía barata, de pacotilla, pero  que es urgente recuperar  la filosofía de verdad, la orientada a la acción, ya que sólo esta  consigue resultados. Una filosofía que visualiza  la posibilidad de mejorar la existencia.

 "ser es hacer" Máxima existencialista


Es necesario (necesidad)  y urgente recuperar a Kant rechazando con él los “imperativos hipotéticos” (el moderno optimismo de pandereta: “tienes que ser feliz,  sí o sí, aunque sea en el infierno”) e implantar, cueste lo que cueste, su “imperativo categórico”: “Obra solo de forma que puedas desear que la máxima de tu acción se convierta en una ley universal”.


Los hechos observables, constatables, objetivos e incuestionables de  los que hablamos más arriba, si son significativos, generan consecuencias que los hacen legítimos. Los observamos a través de una acción, un suceso, un resultado y un comportamiento. Observando a los dos protagonistas estos últimos días,  tal vez lleguemos a la conclusión de que lo que prima son las opiniones y los sentimientos y que si no salen de ese callejón todos llegaremos al resultado de repetir las elecciones 





 Las preguntas:


¿Cómo está  el  equilibrio entre Pedro y Pablo respecto a la “inclinación” y la “necesidad”?


¿Tienen ambos la misma intensidad de la inclinación a lograr una sociedad más justa, igualitaria, etc. (todo lo que plasmaron en sus programas electorales)?


¿Tienen cada uno individualmente necesidades personales que les convierten en fácilmente domesticables y les obligan a dejar de lado la inclinación marcando las necesidades,  por si solas,  sus pautas de su actuación?


Tres cuestiones que ayudan a clarificar el contexto: 

  1. Sobre la “jerarquía”  de los votos:El poder del superior sobre sus subordinados y el poder de los subordinados sobre sus superiores se puede incrementar simultáneamente intensificando la relación”. N. Luhmann
  2. Sería interesante reflexionar ahora  sobre la diferencia entre necesidad y deseo. Lo dejamos para otro post. Quedemos ahora con la idea de que la necesidad apremia más que el deseo
  3. Si la necesidad es muy acuciante es muy difícil no depender de la voluntad de otro para existir. Kant, en su época,  sostenía que no podía tener la condición ciudadana quién no tenía sus necesidades básicas resueltas. Es muy importante lo que la Ilustración llamó independencia civil:   “no deber la propia existencia y conservación al arbitrio de otro”Kant



“Donde acaba el deseo comienza el temor”. Baltasar Gracián



P.S. Aunque desarrollamos este post a través de las figuras de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, el modelo puede generalizarse a todos los demás políticos y a otros contextos diferentes al de la política.



Iglesias avisa a Sánchez: "A una investidura se llega con los deberes hechos"
El secretario general de Podemos ha defendido ante el rey un gobierno de coalición de izquierdas. Iglesias asegura que "es evidente" que el PSOE está buscando el apoyo de Ciudadanos y lamenta que Sánchez no haya comenzado la ronda de contactos para negociar su investidura. 












domingo, 2 de junio de 2019




LO  ELEMENTAL SE COMPLICA EN  LA POLÍTICA



“Si en  física cuántica la certeza no existe y según los presocráticos el sí y él no se incluyen juntos en una misma respuesta, ¿por qué nos escandaliza que muchos políticos carezcan de principios y no cumplan con sus promesas?”[1]Manuel Vicent


Henri Bergson sostuvo en su obra  escrita en 1896, “Ensayo sobre los datos inmediatos de la conciencia”,  que los actos  libres de los humanos se basan en una naturaleza oscura y compleja  y que antes de ser contemplados como un simple cálculo de intereses  y llegar a una elección racional, son elaborados  en nuestra conciencia oscura y compleja.

La escuela asociacionista británica, echando mano de la teoría del libre arbitrio (de la elección racional),  nos decía que las personas elegimos en función de un simple cálculo de intereses, pero ello requería de una condición previa:

 Tener en nuestra conciencia de forma constante y clara cuales con nuestros intereses.[2]



Si esto se cumple, entonces, las personas llegaríamos a todo un conjunto de pactos y decisiones libres  con las que votaríamos a un partido político determinado  y articularíamos un tipo  u otro de sociedad.[3]  


“Tener conciencia, antes de haber elegido, de poder elegir de otro modo”
John Stuart Mill

Bergson discrepa  de Mill. Según él, la libertad no está en la  elección sino en la “inclinación”. Contradice a Mill sosteniendo que es la conciencia la que genera los motivos  para inclinarse por una u otra  opción libremente. No son los motivos los que nos llevan a una elección libre.

¿Estaría en lo anterior la respuesta a la pregunta que se formula Vicent?: 

¿qué razón hay para tener ideas firmes y ser una persona de palabra?”  
Para Bergson (Materia y memoria, 1896) “el cerebro no es un órgano de recuerdo o conocimiento, sino un órgano de olvido e ignorancia”.

 Más que dedicarse a pensar y almacenar se dedica a impedir el paso a los recuerdos y percepciones que no son útiles para  conservarse en el “aquí" y “ahora”.

La cuestión clave no está en saber por qué los políticos no recuerdan lo que prometieron en la campaña electoral, sino en saber, por qué no recordamos todo el tiempo.

“El cerebro no podría almacenar el pasado por la sencilla razón de que él mismo está siempre en el presente” Bergson


Tener una memoria lúcida del pasado no sería de utilidad a los políticos. 


Una memoria con menos volumen gana en eficacia, ampliando las opciones.  Unas respuestas rápidas y automáticas condicionadas al  programa que nos “vendieron” para conseguir nuestro voto,  se hacen más lentas pero ganan en elasticidad.


Recordar a alguno de los líderes actuales que la libertad, en un contexto  bergsoniano consiste en

“estar inclinado sin estar necesitado”
¿Puede explicarnos este enfoque, por ejemplo,  la evolución de algunos líderes políticos? De forma más concreta y práctica, ¿la evolución de  Pablo Iglesias?


A nuestro juicio, Pablo Iglesias ha perdido su liderazgo personal (la capacidad de saber guiar y gestionar la propia vida), sin el cual no se puede liderar a otros.
El liderazgo personal viene marcado por el índice de autenticidad: grado de coherencia que existe entre lo que piensas, sientes y haces. Cuando este índice es alto, haces lo que dices y dices lo que haces.
Después de un cierto tiempo de convivencia, las personas que nos rodean y trabajan con nosotros suelen terminar, tarde o temprano, descubriendo nuestro grado de coherencia y autenticidad. El respeto se lo otorgamos a aquellos que llevan la autenticidad hasta sus últimas consecuencias.

¿Puede alguien tener un alto desarrollo de liderazgo personal y mantenerlo en el tiempo, si la "necesidad" supera a la "inclinación"?



 Bibliografía y fuentes:



      [1] Manuel Vicent: El País 02-junio-2019:


Elemental
Contra las leyes de la naturaleza, hay políticos todavía con la mano en el pecho y la golilla de hidalgo que creen que pactar es claudicar





[3]TIEMPO DE ELECCIONES: EL VALOR DE LA PALABRA DE LOS POLÍTICOS, EN GENERAL. https://neuroforma.blogspot.com/2019/04/tiempo-de-elecciones-el-valor-de-la.html

EL REGRESO DE PEDRO SÁNCHEZ: EL VALOR DE LA PREDICCIÓN



 Gallego, A.D: El inaferrable fantasma de la vida”. Batiscafo, S.L., 2015








domingo, 19 de mayo de 2019

EL PODER DE LAS PREGUNTAS






EL PODER DE LAS PREGUNTAS




Inquietantes preguntas que nos plantea Manuel Vicent en su columna del País de hoy, La corista:
https://elpais.com/elpais/2019/05/18/opinion/1558203543_221573.html




 Lo que nos describe y en el contexto que  refleja,  encaja  a la perfección  lo que nos decía otro “pequeño Einstein” en lo científico y seguramente mucho más “grande” que el primero en lo que se refiere a la ética y la moral:   

 “Cambiar de respuesta es evolución. Cambiar de pregunta es revolución”
                                                                    Jorge Wagensberg



¿Al margen de sus dotes como científico, profundizó Einstein lo suficiente en la filosofía,  para armarse con un aparato conceptual con el que pensar y vivir de acuerdo a unos principios éticos y morales aceptables?

Parece que de niño no tuvo una educación moral que le ayudase a extraer lo mejor de sí mismo para que pudiera desarrollar, desde su autonomía,  a lo largo de su vida,  una vida justa y ética. 









También cabe aquí plantearse otra pregunta inquietante echando mano de la neuroética:

¿Es posible hablar con sentido de cosas tan importantes para la vida humana como responsabilidad y autonomía, bien y mal, o todo eso no es más que una ilusión?

Y ya que estamos ubicados en la pregunta, permítaseme dos  más personales:

¿Te parece que está fuera de contexto plantear estas preguntas un domingo por la mañana y en una red social como Facebook?

¿En función de cuales sean las respuestas a estas preguntas, que diseños y reajustes habría que acometer en los planes educativos?





Aunque no haya respuestas yo seguiré en mi línea...





La corista

Si se descubre que un poeta se comportó como un cerdo con su mujer, ¿habrá que rechazar sus excelsos poemas de amor?